Ocho tipos de Toldos

¿Quieres embellecer o volver funcional un espacio en tu terraza, jardín o cubrir del sol la puerta de tu casa o negocio?, un toldo es una excelente opción. 

Conoce en esta entrada ocho tipos de toldos y escoge cual se adapta más a tu estilo o necesidades.




  • Toldo retráctil

Uno de los toldos más conocidos es el toldo retráctil. Este destaca por que, además de cubrir, puede retraerse de forma manual a través de una palanca muy útil para retirar una vez utilizado. También los hay con motor y se dirigen con control remoto pudiendo programarse para cuando salga o se oculte el sol. Debes evitar su uso en caso de grandes ventiscas.

  • Toldo fijo

El toldo fijo, como indica su nombre, va adherido a la pared con soporte al final de su caída. Este tipo de cubierta es súper cómoda para quienes no les agrada tener que extender o recoger a diario su toldo. Se caracterizan por ser muy duraderos. Se debe prestar atención a su mantenimiento.

  • Toldos portátiles 

Los toldos portátiles son una solución práctica para cubrir solo un área y no necesariamente deben estar adheridos a ninguna superficie como las paredes. Este tipo de cubierta suele usarse en piscinas, muelles o restaurantes que buscan delimitar espacios personales. Destacan por ser menos costosos aunque no tan duraderos.

Especial para cubrir ventanas o balcones de la lluvia y el sol que se busca colar en estos espacios. Es importante conocer en qué punto cardinal (norte, sur, este u oeste) estará ubicado y así conocer en qué posición colocarlo. 

  • Toldo vertical

El toldo vertical o corta viento, por su tipo de caída, suele ocupar una cantidad considerable de espacio. Se encuentran en cualquier tipo de lona. 

Es usado para cubrir grandes áreas y se instala mediante ganchos que van desde la pared o en caso de otras superficies como pérgolas se adhiere al suelo para mayor estabilidad. Es fácil de hacer descender la lona lo que resulta ideal para terrazas.

  • Toldo corredero

Funciona a través de guías, es ideal para uso en terraza o en pérgolas. Se trata de un toldo de fácil mantenimiento sus piezas pueden adquirirse por separado. El mantenimiento de este toldo es realmente fácil. La pieza parrillera puede cambiarse, aunque son duraderas. Son muy adaptables y se han vuelto tendencia por estos días.

  • Toldo vela

Para los amantes de lo diferente y el estilo marítimo se han creado los toldos velas. Es menos convencional y suele usarse en jardines, restaurantes con espacios al aire libre y hasta en sitios nocturnos. Su forma plana ayuda en la búsqueda de un mejor ángulo para cubrir. Es aéreo y se cuelga de tubos o paredes. Se suele usar en pares para dar más estilo.

El clásico que no pasa de moda gracias a su estilo, durabilidad y eficiencia. El toldo capota funciona para cubrir áreas como puertas, balcones, jardines. Se encuentra disponible en versiones fijas o móviles ambas igual de eficientes. Es uno de los preferidos por las cafeterías y tiendas.

Entradas populares de este blog

3 cosas primordiales para conseguir empleo actualmente

Colegios de abogados

Marketing Digital